Una de las soluciones mas efectivas para la disfunción eréctil en el hombre una vez que hemos probado otras soluciones o el especialista determina que es la mas apropiada es la implantación de una prótesis de pene o peneana.

La prótesis de pene no es ningún invento reciente y se comenzaron a usar un antepasado lejano de las actuales en la década de los 50 del siglo pasado.

Estas primeras prótesis eran de materiales sintéticos rígidos con el consiguiente problema de tener una erección permanente. Estas prótesis evolucionaron hasta lo que hoy conocemos.

En la actualidad las prótesis se componen de 3 elementos.

Estos elementos se introducen en el pene del paciente, tras el pubis y en el escroto. Tras un periodo de recuperación de 45 a 60 días el paciente puede comenzar a mantener relaciones sexuales.

El uso del implante peneano es muy sencillo. Cuando el paciente desea tener una erección solo tiene que accionar la bomba que llena los tubos dentro del pene y consigue una erección que se prolongara hasta que el usuario presione el mecanismo de liberación que se encuentra junto a la bomba también en el escroto entre los testículos.

La erección se consigue siempre a demanda y no es necesario que exista estimulo sexual alguno como en los medicamentos y otras terapias para la disfunción eréctil.

La recuperación de la cirugía suele ser muy satisfactoria y no presenta grandes problemas para el paciente que puede volver a hacer una vida normal en unos 15 días, teniendo que esperar para tener relaciones sexuales entre 45 y 60 días.

Tipos de prótesis de pene mas usuales.

El tipo de dispositivo que mas se emplea es la prótesis inflable de tres elementos. También existen otras opciones en el mercado como las semirigidas o posicionables, que a pesar de estar siempre rígidas se pueden mover de posición para conseguir su función.

La elección del tipo de prótesis es algo que suele ser una decisión que se basa siempre en la experiencia del medico y de las necesidades o expectativas del paciente.

Hitos históricos en el desarrollo de las prótesis de pene

Año
1936 Bogaraz usa cartilago de costilla como implante de pene para tratar la disfunción erectil.
1952 Goodwin & Scott informan del uso de protesis acrilica para la disfunción erectil.
1966 El Dr. Beheri en El Cairo usa varilla de polietileno colocadas en los cuerpos cavernosos del pene
1967 El Dr. Pearman describe la colocación de una barra como implante de pene entre la fascia de Buck y la túnica albuginea.
1973 Scott, Tim y Bradley inventan la prótesis inflable
1974 Small y Carrion diseñan un implante de silicona
1978 El Dr. Furlow inventa instrumental de implantación
1978 El Dr. Jonas diseña un implante de pene de metal recubierto de silicona
1983 Mentor fabrica el implante inflable de material Bioflex que aumenta la durabilidad.
1985 Surgitek y AMS introducen implantes inflables unitarios.
1986 Dacomed presenta la prótesis Omniphase
1987 Se empieza a usar el propileno para la capa interior de los tubos. Mejorando el control de la expansión de la prótesis.
1992 Mentor refuerza y modifica los tubos de silicona en sus dispositivos inflables, esto mejora los fallos de los elementos.
1995 El Dr. Rossello inventa dilatadores de corte y acuña el termino “cavernotomo”
2000 Mentor diseña una valvula con cierre para minimizar los problemas de auto hinchado.
2001 AMS introduce el recubrimiento “InhibiZone” para evitar las infecciones bacterianas.
2002 Coloplast fabrica el implante Titan que tiene un recubrimiento hidrofilico.
2004 AMS introduce el diseño de bomba táctil para mejor hinchado de la serie 700
2006 AMS patenta el diseño de reservorio plano
2008 Coloplast lanza el boton de deshinchado por un toque “One Touch” para un uso mas simple.

AMS American Medical Systems

 

 

Consulta Gratis